Reseña | Hasta La Última Palabra - Tamara Ireland Stone

viernes, noviembre 04, 2016


Título: Hasta la Última Palabra
Título Original: Every Last Word
Autor (a): Tamara Ireland Stone
Páginas: 364
Editorial: B de Block
ISBN: 978-84-16075-73-7
Saga: No, Auto conclusivo

Si pudieras leer mi mente, no estarías sonriendo.
Samantha McAllister parece una chica como cualquier otra: maquillaje perfectamente aplicado, cabello perfectamente peinado. Pero bajo esta superficie se esconde un secreto que sus amigas, las más populares del instituto, jamás deben conocer: Sam tiene desorden obsesivo compulsivo y una y otra vez la asaltan pensamientos oscuros y preocupaciones que no puede controlar.
Su vida es una constante lucha interior por mantener unas apariencias que son vitales para ella. Es por eso por lo que cuando conoce a Caroline, una chica lista y con gran sentido del humor, Sam sabe que tiene que mantener oculta su relación tal como hace con sus visitas al psiquiatra.
Y es Caroline quien introduce a Sam en el Rincón de los Poetas, una especie de sociedad secreta compuesta por estudiantes que no encajan del todo en el instituto. En ese entorno, poco a poco comienza a sentirse más “normal” de lo que jamás se ha sentido… hasta que descubre una nueva razón para dudar de su sensatez y cuestionarse todo aquello que ha valorado hasta el momento.
Muchas Gracias a Ediciones B Chile por el ejemplar!♥
                                                                                  
Hola queridos, el día de hoy les traigo la reseña de Hasta la última palabra, un libro del que no sabía absolutamente nada pero me llamó la atención porque en booktube decían que era súper bueno y revelaban poquísimo del libro, yo quise adentrarme en él y descubrirlo por mí misma y ver si es tan así como lo colocaban y la verdad es que me sorprendió muchísimo.
Cada vez que cruzo la mirada con alguno de ellos, me dirigen una ligera sonrisa, como si todavía nos separara una barrera invisible, pero ahora tenemos algo en común: un secreto.

La historia comienza con Samantha McAllister, una chica que padece TOC (trastorno obsesivo-compulsivo) ella esconde a todos que posee éste trastorno puesto que tiene miedo a ser rechazada sobre todo por sus amigas, más conocidas como Las ocho  quienes son muy populares al igual que la propia Sam. A Samantha cada vez se le está haciendo más difícil el parecer normal puesto que pensamientos oscuros la atacan constantemente y va a comenzar el período escolar. La vida de Sam va a dar un giro cuando conoce a Caroline, una chica con un gran sentido del humor y que lo que más atrae a Sam sobre ella es que la comprende. Esta chica introducirá a Sam al Rincón de los Poetas, un espacio secreto donde se reúne un grupo de estudiantes que no encajan del todo en el instituto y comparten entre ellos sus poemas que no necesariamente deben ser obras de arte pero que poseen un significado para cada uno de ellos. En ése lugar Sam comenzará a sentirse como una más, allí conoce a gente interesante, incluso a un chico cuyo pasado la involucra. Posteriormente Sam comienza a sentirse mejor gracias a éste espacio, siente que al fin es parte de algo, pero todo se tuerce cuando un descubrimiento la hace replantearse todo, incluso su propia cordura.
 
Aun así, oigo un pensamiento oculto en los rincones más sombríos de mi mente. No ataca como los demás, pero es aterrador de un modo distinto. Porque es el que nunca desaparece. Y el que más me asusta “¿Y si estoy loca?”

Esto es en grandes rasgos nuestro libro, en sí la historia me pareció muy dulce, una lectura ligera y sobre todo y más importante: Real. El trastorno obsesivo- compulsivo es real, es una enfermedad con la que se vive, yo en lo personal había escuchado de ella pero no sabía que fuera tan compleja, recientemente comencé a escucharla más dado que la actriz Amanda Seifried la padece. Honestamente ahora que la comprendo un poco más gracias a la autora admiro muchísimo a la gente que la padece y aprende a vivir con ella porque así son las cosas lamentablemente no tiene una cura, simplemente un tratamiento para sobrellevarla.
 
Ahora todo está en silencio. No solo la piscina, sino también mi cabeza. Ya no tengo la necesidad de nadar al ritmo de una canción. Estoy mentalmente agotada. Sin palabras, sin ningún pensamiento. Es delicioso estar así de vacía. Es lo más apacible. “¿Es así ser normal?”

Entre nuestros personajes principales tenemos a por supuesto a Samantha, una chica que me simpatizó muchísimo, tiene una personalidad centrada a pesar de sus problemas, va al psicólogo y tiene el apoyo de sus padres quienes adoré un montón. Sam tiene éste trastorno con el que debe vivir y lidiar día a día, esto la hace una persona especial y muy entrañable, no por el hecho de padecer esta alteración, sino que por ser ella misma y querer mejorar.
 
Me asusta el poder de mi mente

Por otro lado tenemos a Caroline, una chica muy simpática que comprende a Sam puesto que ella padece depresión y sabe lo que es mantener una terapia con un psiquiatra constantemente además de la medicación. Ella ayuda a Sam en muchos ámbitos, la ayuda en la realización de poemas para expresar mejor sus sentimientos, la ayuda a hacer frente al mundo que la rodea pero sobre todo y lo que más se valora al leer el libro y al comprenderlo es que la ayuda a encontrarse a sí misma y a mejorar como persona.
 
Todos compartimos un secreto, y me hace sentir minúscula, pero en un buen sentido, como si formara parte de algo más grande, algo tan poderoso, mágico y especial que no puede explicarse. Lo absorbo todo, apreciando todo lo que hay en esas paredes, especialmente su caos.

También tenemos  a AJ quien es un chico muy adorable, es una persona con la cual no simpaticé en un comienzo pero era por no conocerlo y no saber qué lo perturbaba tanto, posteriormente me di cuenta que es un muchacho genial, adorable que se preocupa muchísimo por sus amigos, los cuida y protege. Posee ese don de ser gracioso y a la vez misterioso. Toca la guitarra estupendamente aunque no es parte de una banda. Sus canciones y poemas me encantaron, sobre todo el último que recitó que me derritió completamente, sin dudas un personaje carismático al que adoré un montón.

- Nunca fui allí a buscarte a ti. Fui a buscarme a mí Respondo en voz suave, baja y temblorosa-. Pero ahora estás aquí, y de algún modo, al encontrarte, creo que me he encontrado a mí misma.

También está Sue, la terapeuta de Samantha, quien es un amor de persona, se preocupa mucho por sus pacientes y trabaja codo a codo con sus padres para que Sam consiga enfrentarse y poder vivir con el TOC. Me cayó muy bien porque no es el típico terapeuta que solo hace preguntas, te medica y chao, hasta luego, sino que se involucra con el paciente y se esfuerza porque éste mismo mejore progresivamente. Incluso la idea de los cuadernos de colores según estado de ánimo me encantó, creo que a más de alguno les sería buena esa idea  para cualquiera, tenga o no tenga ésta enfermedad.
 
Has cometido errores toda tu vida y vas a seguir cometiéndolos. El secreto está en admitir tus errores, quedarte con lo que necesitas de ellos y pasar página.

También y no menos importante no podemos no nombrar a las ocho, el grupo de amigas de Sam que se ha ido separando con el tiempo hasta llegar al día de hoy donde solo son cinco (Katlyn, Olivia, Alexis y Hailey). Estas no me simpatizaron en ningún momento, a excepción de una que era la más centrada del resto y que congeniaba mejor con Sam, hablo de Hailey, una chica que al igual que Sam teme ser rechazada y degradada por las demás chicas del grupo. Personalmente su amistad no es saludable para nadie, ninguna persona debería tener amistades de éste tipo. 

Las crisis de ansiedad son como terremotos. Siempre me siento aliviada cuando la tierra deja de temblar, pero sé que más adelante habrá otra, y otra más. Nunca las veo venir.

El libro tiene un ritmo excelente, con unos personajes muy bien constituidos y con un plot twist que me dejó congelada, osea tuve que leer dos veces para digerir lo que estaba pasando porque en mi cabeza  estaba como: Noooooo, ¿En serio esto está pasando?, y es que no me lo podía creer. El final, es hermoso, emotivo que te deja con un muy buen sabor de boca y una sonrisa en los labios.
 
Cada persona con un poema en ésta pared tiene una historia que contar.

Tamara Ireland Stone posee una pluma bastante ligera, una prosa casi poética en la que marqué muchísimas frases según pueden apreciar a lo largo de ésta reseña. La narración es en primera persona desde el punto de vista de Samantha, lo que me gustó muchísimo porque así logramos aprender cómo se siente una persona con TOC y a comprenderla mejor. La nota de la autora en el final hace reflexionar sobre el tema y da a conocer cuánto tuvo que investigar al respecto sobre la misma para poder encarnar éste personaje tan lindo que se llevó a cabo gracias a C. la musa que inspiró a Sam quien posee éste desorden y vive la vida tan normal como tú y yo.



Hasta la última palabra es un libro dulce, lleno de emociones que me hizo sacar una que otra lagrimilla por ahí, recomiendo éste libro a todo el mundo, desde ya lo considero como un tbr porque me gustó muchísimo y es tan real, con una historia tan tangible que es necesario que la gente la conozca.



Calificación: 5/5



Y ustedes mis queridos lectores: ¿Lo han leído? ¿Se la apuntan?

Déjenme en los comentarios qué les pareció.

Besos terrícolas y Buenas Vibras!♥
 

You Might Also Like

2 Ampolletas Prendidas

  1. Hola!!
    No pinta nada mal y por lo que cuentas podría gustarme, gracias por la reseña
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  2. Hola, no he leído nada de la autora pero tengo ganas de probarla por lo que quizás empiece con este. Un beso y nos leemos.

    ResponderEliminar

Hola Terrícolas, me encanta leer sus comentarios, eviten los spoilers y sean respetuosos ♥ Me pasaré de vuelta a sus blogs a la brevedad :3

¡Besos!

Like us on Facebook

Flickr Images